La quincena está perdida

 -  -  3

Por Silvia Risko

En menos de quince días el presidente Mauricio Macri ha tenido cuatro eventos políticos negativos muy importantes que lo deja expuesto sin maquillaje ni estrategia marketinera que pueda menguar tamaño fracaso.

  • El primero fue durante su discurso en la inauguración de la Asamblea Legislativa el 1 de marzo. Allí demostró no tener propuestas a futuro para salir de una de las peores crisis, tanto política, económica, como social. Además, se dejó ver como un hombre que pierde la compostura con facilidad, al cual los nervios lo traicionan, grita, se descontrola, agrede, yerra, se pierde, muestra su impotencia e ira. Este comportamiento trae más incertidumbre, genera desconfianza en la gente y en los mercados. ¿Si no puede tener el control en su ámbito, qué se puede esperar del resto de su equipo? No votamos a iguales sino a mejores.
  • El domingo 10 fue su segundo fracaso político en lo que va del mes, sucedió en Neuquén. Por más que la gran mayoría de los medios afines al gobierno traten de endilgar la derrota a CFK en la provincia cordillerana, la realidad es que el gran perdedor fue la coalición de Cambiemos. Con toda la estructura nacional –traducido esto en recursos tanto humanos como de gestión– y siendo la elección que inauguraba el agotador calendario electoral es inentendible la atroz derrota de Mauricio Macri. Se podría pensar que subestimaron a la oposición o que realizaron una mala lectura política del resultado; sea cual fuere el motivo lo real es que los hilos de la incapacidad política estructural se empiezan a notar y demasiado. Nuevamente vemos el reflejo de mucha impericia.
  • Miércoles 13, confirmación de fractura de Cambiemos en Córdoba. Que se doble pero que no se rompa suelen decir como un mantra los amigos radicales, pero es solo un decir. Se fracturan en mil pedazos. Mestre, el travieso, y Negri, el ortodoxo, han dejado expuesta la gran incapacidad de MM al momento de conducir a su propia tropa. La fortaleza de un verdadero líder está en saber contener, conducir y respetar a las diferentes vertientes o voluntades políticas, pero cuando el ruido interno es ensordecedor y en vez de percibir orden hay más caos, todos nos preguntamos ¿si no puede, si no sabe o no le importa ordenar a los propios, cómo se supone que hará para sacar adelante el país?
  • Miércoles 13 bis, hacer circular la foto del ministro Dujovne con Christine Lagarde en la gestión de adelantamiento de fondos correspondientes al año 2020 de la deuda adquirida por MM. Aquel acto, sin lugar a dudas, es el broche final para una semana de saldo negativo. Desfinanciar al próximo gobierno, sea cual fuere el resultado, es un acto de irresponsabilidad y descompromiso con el pueblo pocas veces visto. Sin contar que la cabeza de Lagarde va sujeta a la de nuestro país, ella también está prendida a nuestro destino. Hay que ver cual será su destino si en octubre el resultado electoral le resulta adverso a sus intereses. El FMI renegociará con el próximo gobernante pero dudo que sea ella quien esté al frente. Pero MM tuvo que recurrir a un manotazo de ahogado porque se le está quemando la nave. Nueva muestra de debilidad política y de falta de previsibilidad en gestión.

Y recién estamos a 15 del mes…  ♣♣♣

3 recommended
comments icon 0 comments

Write a comment...

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *