Coronavirus, boletín de calificaciones

 -  -  1

Por Silvia Risko

¿Porqué, cómo, quién, para qué? miles de preguntas se nos ocurre a diario, sólo pudiendo responder con seguridad el dónde comenzó todo, pero sin saber el objetivo principal. Lo único real es que las personas –no el mundo– estamos en peligro. En verdadero peligro.

Encontrarnos a merced de nosotros mismos y de la sociedad en la cual vivimos es un riesgo de vida. Un virus nos ataca y acorrala, pero el verdadero peligro son nuestras decisiones y acciones. En definitiva, la única defensa es nuestra mayor debilidad: el compromiso con uno y con la/el otrx.

La tecnología y sus avances nos permiten hoy poder seguir en tiempo real lo que sucede en todo el mundo. Podemos hacerlo desde la pantalla de celulares, laptops, compus o televisión; desde cualquiera de esos dispositivos podemos ver videos caseros hasta informes científicos que nos van alertando, anticipando, advirtiendo y asustando -sí, asustando- sobre la mayor pandemia sufrida en años.

La indiferencia inicial fue reemplazada por la incertidumbre y angustia. Estamos tomando conciencia, minuto a minuto, de que esto no es joda, que se mueren cientos de personas a diario en diferentes lugares del mundo, que los países que siempre hemos mirado con admiración y hasta envidia no están pudiendo salvar a su gente. Todo colapsa y la muerte en soledad y desamparo está entrando a los hogares sin necesidad de golpear la puerta, se cuela por la negligencia e impericia de muchxs.

Tengo miedo, sí y no me avergüenza admitirlo. Tengo miedo por mis afectos, por mi gente, mi pueblo y por mí. Tengo miedo de que nuestra estupidez sea más grande que nuestra responsabilidad, tengo miedo que naturalicemos la selección entre enfermos, tengo miedo que el mercado pese más que el ser humano, tengo miedo a la indiferencia propia y colectiva, tengo miedo a que en algún momento perdamos el miedo y el individualismo y la soberbia gane a la prudencia y solidaridad.

Alguien a quien respeto siempre me repite: “el miedo no es zonzo, aparece cuando hace falta, es una alerta”.

Cuando esto pase –porque esto también va a pasar– todas y todos vamos a recibir el boletín de calificaciones en formación ciudadana, conciencia social, empatía, responsabilidad y compromiso con nosotros mismos y con los demás. De corazón espero que aprobemos con altas calificaciones, todavía estamos a tiempo.  ♣♣♣

#PA.

Domingo 22 de marzo de 2020.
comments icon 0 comments

Write a comment...

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *