Dorian, mucho más que un huracán

 -  -  1

Por Andrés Repetto

¿Cuántas pruebas más la naturaleza deberá darle a quienes quieren no creer en el cambio climático? A medida que pasan los días la dimensión de la catástrofe va a asomando entre los escombros de lo que fue un paraíso. Bahamas fue la última víctima de un huracán categoría 5, la máxima en la escala Saffir /Simpson que va de 1 a 5, es decir vientos superiores a los 295 km por hora, olas de más de siete metros, crecida del mar. Dorian convirtió uno de los lugares más increíbles del Caribe en una película de terror.

Algunas de las islas más pobladas como la Gran Bahamas o Ábaco soportaron un verdadero tsunami. El agua las pasó por arriba, las barrió. Las imágenes aéreas y luego las que captaron los drones nos acercaron en estas horas al horror que tuvieron que sufrir sus habitantes. A medida que los equipos de rescate hicieron pie en las islas aún inundadas comenzaron a darse cuenta como quedó todo. Fue como lo nombraron las propias autoridades: una destrucción inimaginable.

Más allá del dolor que causan las cifras oficiales de muertos, las autoridades decidieron preparar a la población para algo aún más dramático ya que los desaparecidos se cuentan de a miles, muchas de las casas quedaron totalmente destruidas. Los rescatistas, que llegaron con bolsas para poner los cadáveres y heladeras, ya  comenzaron a buscar por lo que fueron los barrios y marcar con marcadores que hay en su interior.

Lo que comienza a verse una vez que Dorian abandonó el archipiélago para golpear Estados Unidos, me hizo recordar a lo que pude vivir en las regiones azotadas por Katrina. En muchos casos la mente no está preparada para ver lo que deja un huracán de estas características, casas reducidas literalmente en escombros, lanchas y barcos apiñados como juguetes.

***

Dorian se llamó esta vez la muerte. Habrá que ver cómo bautizarán al próximo huracán, ya que los científicos advirtieron hace tiempo que cada vez serán más. Hace poco, en Puerto Rico fue María, en esta oportunidad no tuvieron que enfrentar a Dorian. Los habitantes de esta isla todavía no logran recuperarse más allá de toda la ayuda que les llegó desde Estados Unidos.

El cambio climático no sólo se resume en temporales cada vez más destructivos y lo que esto significa para las personas que deben sobrevivir a ellos, sino al efecto económico que tiene en las zonas afectadas. ¿Cuántos huracanes categoría 5 puede soportar un país?

¿Cómo golpea y golpeará el cambio climático a nivel económico? ¿Cómo influenciará esto en las tomas de decisiones políticas y militares?

Esto claramente no es ciencia ficción, ya está sucediendo. Sus efectos a nivel global son día a día cada vez más notorios y sus huellas más profundas. La falta de liderazgo para afrontar lo que está sucediendo hace, ante esta durísima realidad, que hagamos como los tres monitos, uno que se tapa los ojos, otro la boca y el restante los oídos.

***

Cambio climático y huracanes

Los especialistas aseguran que el número de tormentas tropicales y huracanes en el atlántico Norte no aumentó en las últimas décadas, pero si su intensidad. Dorian es el quinto huracán categoría 5 desde 2016.

Kristy Dahal de la Union of Concerned Scientist, una ONG de Estados Unidos, sostiene que los huracanes serán cada vez más de una potencia 4 y 5 a medida que el clima se caliente.

Un estudio publicado en la revista Nature identificó, además, otra tendencia: Los huracanes están experimentando cada vez más lo que denominaron una “intensificación rápida” en un corto periodo de tiempo. Para los científicos esto es producto del cambio climático y lo que sucede con los huracanes, en este sentido, se triplicó desde la década de 1980.

Los océanos más cálidos se suman al aire caliente y húmedo que alimenta a los huracanes y el mayor nivel del mar aumenta las marejadas ciclónicas que pueden superar las barreras costeras, si es que estas existen y protegen las playas.

En 2018 una serie de tormentas incluidas Florence y el huracán Michael provocaron decenas de muertos y daños por más de 30 mil millones de dólares sólo en Carolina del Norte, Carolina del Sur y Florida. En Puerto Rico aún miles de personas viven en tiendas según Amnistía Internacional y la reconstrucción llevará mucho tiempo.

En el caso de las Bahamas aún es difícil saberlo ya que por estas horas se están contando las víctimas fatales y los heridos.  ♣♣♣

comments icon 0 comments

Write a comment...

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *